Rampa-goma

A veces, existen barreras arquitectónicas que impiden el desarrollo cómodo del tránsito en algunas zona. Éste es el caso de los bordillos, necesarios para dotar de seguridad a las aceras, pero a la vez molestos cuando se han de saltar con algunos vehículos.

Cuando se diseña una calle, no siempre se puede prevenir todo el uso que se le va a dar a la misma, contando que, normalmente los viales se construyen antes que todo lo demás. Por ello, podemos encontrarnos que hay que acceder a un garaje que no se ha realizado en rebaje de bordillo correspondiente.

Para estos casos, ponemos a su disposición rampas fabricadas en goma para que puedan colocarse de forma fija o móvil para poder salvar el bordillo y acceder de forma cómoda con el coche, sillas de ruedas, coches de bebé, carritos de niños…